El sector tecnológico tuvo en 2020 una gran oportunidad de seguir creciendo por la digitalización de las empresas, pero mantener ese fortalecimiento requiere de continuar con los esfuerzos para la transformación de todas las industrias.

Ximena Duque, presidenta de la Federación Colombiana de la Industria del Software y Tecnologías Informáticas (Fedesoft) habló de los planes y resultados que ha tenido la industria y lo que se está haciendo para cerrar la brecha de talentos.

¿Cómo le fue al sector el año pasado?

Las cifras que tenemos proyectadas aún no son las oficiales, pero se sigue viendo el crecimiento de los últimos años. En el cierre de 2020, son 28,9 billones de pesos, con un crecimiento de 7,3% frente al 2019, nosotros veníamos creciendo con una tasa del 16% ponderado anualmente en los últimos cinco años y a pesar de la coyuntura y el decrecimiento que tuvo el país en el PIB, este sector sigue creciendo y se sigue posicionando gracias a la digitalización y la coyuntura por la pandemia, pues obligo a que sectores que no lo habían pesando asumieran el reto y empezaran a ver el mundo digital como una gran opción.

Además las empresas que ya estaban digitalizadas o en camino tuvieron que acelerarlo para poder seguir produciendo y entregando sus productos y servicios.

¿Cómo va la generación de empleos?

Empezamos a mapear cómo se está comportando todo sector y si bien sabemos que existe una brecha y un desempleo casi estructural vimos que a medida de que el desempleo del país caía en casi un 25% el año pasado, la disminución del sector era del 5% y estuvo enfocada en cargos administrativos pero no perfiles de desarrollo que siguen siendo altamente demandados.

En la brecha las cifras que tenemos está en unos 70.000 talentos que se requieren. En 2021, estamos haciendo una actualización de estos números, pero creemos que esa cifra se mantiene.

La pandemia ha hecho que el porcentaje de interacciones se acelere en casi 3 años y la oferta de productos y servicios en casi 7 años.

Vemos que ese impulso que se ha dado a lo digital debe mantenerse desde la Federación y los diferentes actores para que se siga fortaleciendo la digitalización hecha por las empresas, creemos además que los empresarios que apostaron por esto seguirán en este camino.

Ximena Duque
Ximena Duque, Presidenta de Fedesoft

¿Cómo se puede mantener ese esfuerzo en el marco de la realidad híbrida?

Lo que nosotros percibimos es que la digitalización en las empresas se queda, el modelo híbrido es al que las empresas le van a apostar, hay un llamado a la reactivación económica, pero también al autocuidado y a la responsabilidad con el virus que han dado cabida a este modelo.

Los sistemas virtuales se mantendrán y se complementarán y los empresarios no van a disminuir ni las medidas ni las inversiones que ya han hecho, porque han disfrutado de las ventajas que les ha dado la misma virtualización, simplemente lo que pasará es que se va a complementar y se utilizará de igual manera la interacción digital para ser igual de eficientes en el caso del trabajo remoto o en el contagio.

Aún creo que la tecnología sigue con la importancia que ha tomado por la misma reactivación económica, pues la manera en que se construye el retorno tiene que ver con la misma tecnología y por la industria de software nacional pues tiene todo que ver con el retorno seguro y escalonado.

¿Qué se ha hecho con el cierre de la brecha con la pandemia?

El año pasado nosotros creemos que la brecha de talentos estuvo en cerca de 150.000 talentos TI en nuestro sector, la digitalización también aceleró la necesidad de desarrolladores y personas con este perfil tecnológico en más sectores.

Nosotros trabajamos en distintos frentes, en cantidad son más o menos 70.000 talentos los que se requieren, la otra es en calidad, lo que estamos trabajando es de la mano del Gobierno para crear con iniciativas como misión TIC, la creación de puestos de trabajo con habilidades TI y que tiene una meta de 100.000 personas a finales del 2022.

Las personas no habían visto a la tecnología como una opción de carrera y lo que estamos es mostrarle a los muchachos que hace un desarrollador para que se inspiren y vean la importancia del rol que van a desempeñar en medio de la transformación social que se está dando. Por eso también la brecha de la calidad la trabajamos con las universidades, estamos siempre muy de la mano con la Red de Programas de Ingeniería de Sistemas y Afines (Redis), para que estos currículos nuevos respondan a las necesidades del sector.

Por el lado de la brecha de la pertinencia estamos impulsando la formación con cursos cortos y nosotros tenemos incluso una oferta que incluye un semillero profesional para que durante cuatro semanas las personas elegidas por los empresarios puedan formarse rápidamente en habilidades que se necesitan y así ese nuevo talento este impactando directamente en la productividad de las empresas.

El cierre de la brecha es una mezcla que además integra otros programas e impulsos para ser efectivos y así ser exitosos en la respuesta que estamos dando a la problemática.

PORTAFOLIO